“EL CUIDADOR DEBE CUIDARSE”: ATENCIÓN A LOS CUIDADORES DE PERSONAS CON DEMENCIA

Parte de mi labor profesional, radica en atender las necesidades emocionales de los familiares y cuidadores, de personas con demencia. Tristemente, el cuidado de una persona mayor dependiente, es una realidad que implica mucho sufrimiento psicológico.  En primer lugar, porque resulta muy desalentador, ver cómo una persona querida va perdiendo habilidades y capacidades que la hacen dejar de ser autónoma. En segundo lugar, porque el cuidador suele entrar en una ambivalencia emocional, difícil de gestionar. Esto es; por un lado sienten que están cumpliendo con una obligación moral y por otro, sienten que esa dedicación la están pagando con su vida personal. Por consiguiente esto suele desencadenar muchos sentimientos de culpa y malestar y a menudo se derrumban sin saber cómo mediar con tal cuestión.

 
Pero por si fuera poco, a esto hay que sumarle las características personales del cuidador y del enfermo, la situación socioeconómica, el sistema familiar, la red de apoyo con la que se cuenta y la dificultad de conciliar la vida profesional y personal, con la de los cuidados específicos que necesita una persona en situación de dependencia. Sin duda, estamos ante una tesitura de mucha carga emocional y esto suele generar estrés crónico en el cuidador.
 
¿En qué áreas se manifiesta dicho estrés?
 
Las consecuencias a nivel psicológico son abundantes. Aunque ciertamente varían de una persona a otra, teniendo en cuenta las estrategias de afrontamiento del sujeto. A groso modo, podemos hablar de sintomatología depresiva, ansiedad, insomnio, irritabilidad, inquietud, autoreproches, duelo anticipado, miedo, alteraciones en las relaciones interpersonales así como alteraciones en el apetito y el deseo sexual. Puede aparecer también ideación suicida.
 
Pero no solo a nivel psicológico se dan consecuencias. A nivel social y relacional, así como a nivel físico también se hacen patentes. Es probable que existan dificultades laborales, al tener que conciliar con el cuidado extremo del enfermo. También es habitual los problemas de pareja y de familia. Esta última, relacionada con el reparto de tareas hacia el enfermo,así como por dificultades económicas.
 
Al ir escribiendo, me aparecen en la mente, multitud de familias que veo a diario y que solicitan asesoramiento para lidiar con esta carga emocional, afectiva y social. En primera instancia, siempre repito que es necesario, muy necesario que el cuidador se cuide. Esto implica permitirse tener ciertos sentimientos contradictorios, aprender a manejar los propios sentimientos sean estos del tipo que sean, buscar un incremento en las actividades gratificantes del cuidador,permitirse espacios personales (aunque sean breves), asesorarse y buscar las ayudas posibles y accesibles al nivel que se pueda, no autoexigirse más de lo que uno puede dar, trabajar los pensamientos disfuncionales que hacen que empeore el estado anímico y buscar recursos de ayuda. Es de suma importancia que el cuidador utilice su autorespeto y que escoja todas las opciones válidas que apoyen su bienestar.
 
También es relevante que una persona que no pueda gestionar por si misma esta situación de estrés, acuda a un profesional o alguno de los programas terapéuticos especializados para trabajar; estrategias de afrontamiento, técnicas de reestructuración cognitiva y entrenamiento en solución de problemas, entre otras.
Por otra parte, existen recursos y guías gratuitas que pueden ayudar a llevar mejor este costoso proceso. Ahí les dejo algunos links que pueden ser útiles y de interés, deseando que si usted es uno de los cuidadores que se encuentran en esta situación, no dude en pensar y practicar, que usted también es importante.
 

Acerca de Psicólogo Pablo

Soy Psicólogo, con Máster en Gerontología, Dependencia y Protección de los Mayores.
Esta entrada fue publicada en Noticias interesantes. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s